Las muestras de laboratorios forenses y criminalísticos pueden variar desde drogas hasta fibras. Algunas de estas muestras pueden ser bastante pequeñas, y a menudo se utilizan microscopios ópticos para ayudar a examinar las pruebas recopiladas en la escena del crimen. Sin embargo, a veces se necesita más información para probar más allá de toda duda razonable que un sospechoso es culpable o inocente. Por lo tanto, es necesaria una técnica analítica confiable y flexible para proporcionar información tanto visual como química.


La espectroscopia infrarroja por transformada de Fourier (FTIR) ha demostrado ser una herramienta valiosa para el científico forense a nivel macroscópico. La microespectroscopia FTIR amplía el uso del FTIR tradicional al permitir un análisis rápido y no destructivo de muestras que se acercan a los 10 micrones.

El microscopio infrarrojo Thermo Scientific™ Nicolet™ iN10 es una poderosa herramienta que combina un microscopio óptico con un FTIR. El Nicolet iN10 proporciona al científico forense una herramienta analítica para analizar, visual y químicamente, tabletas, cabello, fibras, tintas y pinturas. El diseño integrado no requiere de un espectrómetro externo, lo que convierte al Nicolet iN10 en un microscopio FTIR potente y compacto.

Para más información sobre esta aplicación, descargue la nota de aplicación: FT-IR Microspectroscopy in Forensic and Crime Lab Analysis”

Share

Comments are closed.